Colapso hotelero, cerrados 100 mil cuartos en Quintana Roo

La sequía turística en todos los destinos del Caribe mexicano por la pandemia, tiene a la industria sin chimeneas en la peor crisis de su historia

171

CANCÚN.- En Cancún, hasta el 2 de abril la ocupación hotelera se desplomó hasta el 5.2% con 1,744 huéspedes aún en el destino; en Puerto Morelos, la ocupación se mantiene en 16.1% con 43 turistas y la zona continental de Isla Mujeres mantiene 1.4% con apenas 8 huéspedes aún en sus  hoteles.

Las previsiones para Semana Santa era alcanzar picos de 93%, pero el sector hotelero ya ha dado por perdida la temporada, pues las ocupaciones se han desplomado a niveles mínimos y así continuará por lo menos hasta finales de abril. 

La caída del sector aéreo afecta en gran medida las ocupaciones. El Aeropuerto Internacional de Cancún ha reportado en un solo día 162 operaciones, de las cuales 78 fueron llegadas (52 nacionales y 26 internacionales), mientras que 84 vuelos fueron de salida (57 de ellas nacionales y 27 internacionales).

Cancún y Riviera Maya afrontan la insólita imagen de tener a sus cientos de hoteles vacíos y fantasmas, luego de que entrada en vigor la restricción de viajes recreativos entre Estados Unidos y México ante el coronavirus y el cierre de fronteras de varios países.

Cae el tráfico de pasajeros

Grupo Aeroportuario del Sureste, S.A.B. de C.V. (NYSE: ASR; BMV: ASUR) ASUR Grupo líder internacional de aeropuertos con operaciones en México, Estados Unidos y Colombia, anunció el viernes que el total de pasajeros por el periodo del mes de Marzo de 2020 disminuyó en 35.9% comparado con Marzo de 2019, reflejando decrementos de 35.8% en México, de 35.9% en Puerto Rico y 36.2% en Colombia debido al impacto ocasionado por el COVID-19.

Como se anunció el 23 de marzo de 2020, ni México, ni Puerto Rico han emitido restricciones de vuelo hasta la fecha.

Por Jesús Vázquez/GRUPO CANTÓN

 

Golpe hotelero en el sur del Estado

CHETUMAL.- Un total de 40 hoteles de alrededor de 145 que hay en en el sur del estado cerraron sus puertas a raíz de la contingencia sanitaria del covid-19, mientras que los centros de hospedaje que aún se mantienen abiertos tienen entre dos a tres habitaciones aún con ocupación de turistas varados ante el cierre de aeropuertos o en su caso gente que aún se encuentra laborando.

La Asociación de Hoteles y Moteles en la zona sur del estado estima que a partir de la siguiente semana todos los centros de hospedaje en Chetumal, Bacalar y Mahahual hayan cerrados sus puertas, no solo por la nula ocupación turística, sino como medida preventiva para contender los casos de Coronavirus. 

Deborah Angulo Villanueva, presidenta de la Asociación, dijo que hasta el inicio de la semana habían cerrado 20 hoteles, pero aún faltan más ya que existe el reporte de alrededor de 100 visitantes hospedados divididos entre dos o tres habitaciones por edificio, lo que impide se dé el cierre total.

Por Paloma Wong/GRUPO CANTÓN

 

Centros de hospedajes se quedan sin huéspedes en Tulum

PLAYA DEL CARMEN.- Producto del desplome en la actividad turística, el municipio de Tulum se queda prácticamente sin huéspedes en los hoteles.

Y es que, de acuerdo con David Ortiz Mena, presidente de la Asociación de Hoteles de Tulum, anunció el cierre del 98 por ciento de los complejos que hay en este municipio.

Cabe recordar que Tulum forma parte del corredor turístico denominado Riviera Maya que cuenta con más de 60  mil habitaciones.

De este total, unos 8 mil cuartos corresponden a este noveno municipio.

Según el líder hotelero el 68% de las habitaciones son del concepto all inclusive.

Con la salida de turistas, y la cancelación en las reservaciones, al igual que el resto de los destinos del Caribe mexicano, la gran mayoría de los hoteles tuvieron que cerrar sus puertas.

En este sentido, Ortiz Mena informó que “en Tulum tenemos aproximadamente 80 hoteles de diferentes conceptos y capacidades, el 98, 99 por ciento han cerrado sus puertas”.

No hay que olvidar que, en el caso de las grandes cadenas, han dado días solidarios a los trabajadores, es decir descansos sin goce de sueldo.

Por Fernando Morcillo/GRUPO CANTÓN