Síguenos

¿Qué estás buscando?

11 agosto, 2022

Quintana Roo

Víctor Mas Tah, ecocida de Tulum

El alcalde autorizó una licencia de construcción para erigir un edificio de cuatro pisos con 24 departamentos en la zona de playa y 16 más del lado del manglar

CRISTINA ESCUDERO
GRUPO CANTÓN

TULUM. Documentos en poder de Quintana Roo Hoy, demuestran los niveles de corrupción del presidente municipal de Tulum, Victor Mas Tah, ya que el ayuntamiento autorizó una licencia de construcción a la empresa de nombre Domus Tankah S.A de C.V la cual está destruyendo la duna costera para erigir un edificio de cuatro pisos con 24 departamentos en la zona de playa y 16 más del lado del manglar.

Al presidente municipal le importa poco el daño ecológico, mientras siga llenando sus bolsas.

Primero se dio a conocer que el activista y protector del medio ambiente Gerardo Solís, interpuso una denuncia ante la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), por violaciones al derecho a un medio ambiente sano, corte y relleno de manglar, afectación de un humedal, construcción en la duna costera y actos ecocidas en el municipio de Tulum.
En el relato de los hechos, Gerardo Solís afirma que el pasado 12 de febrero recibió una llamada anónima de un teléfono que aparece como privado, y que una voz de sexo masculino le dijo que estaban rellenando y cortando manglar en terrenos que se localizan en un predio conocido como Tankah IV y que además, estaban rellenando la duna costera, cortando toda la flora protegida por las leyes mexicanas como la palma chit.

*Gerardo Solís, abogado y activista indicó que recibió una llamada anónima de un teléfono privado en la que dijeron que estaban rellenando y cortando manglar en terrenos que se localizan en un predio conocido como Tankah IV

Al realizar una inspección en la zona señalada, el activista se percató que efectivamente en dicho inmueble, que se localiza en la Franja Costera del Municipio de Tulum en el predio Tankah IV, se estaba realizando una obra ecocida, además documentó con fotografías y videos que los constructores o propietarios pusieron tablones en el perímetro de inmueble, para que la gente no pudiera percatarse del daño ecológico que se está realizando al interior.
Además, en el lugar hay maquinaria pesada haciendo un pozo de agua, perforando la duna costera, de tal forma que el terreno fue rellenado y el manglar arrancado cuando este es protegido por las leyes mexicanas.

En el lugar hay maquinaria pesada haciendo un pozo de agua, perforando la duna costera, de tal forma que el terreno fue rellenado y el manglar arrancado

Por lo anterior, el activista y abogado solicitó a la Profepa la legal e inmediata intervención para que se ordenen todas las medidas para sancionar tanto administrativamente como penalmente a los responsables, así como la clausura de la obra que se está llevando a cabo ahí, en virtud de que se viola la Norma Oficial Mexicana NOM-059-ECOL-2001, de Protección Ambiental- Especies nativas de México de flora y fauna silvestres-Categorías de riesgo y especificaciones para su inclusión, exclusión o cambio-lista de especies en riesgo.

* Los constructores o propietarios pusieron tablones en el perímetro del inmueble, para que la gente no pudiera percatarse del daño ecológico

 

CÓMPLICES

Por otro lado, logramos obtener los datos de la licencia de construcción con número 0881, la cual fue expedida por la Dirección General de Ordenamiento Ambiental, Urbano y Cambio Climático y la Dirección de Desarrollo Urbano del Ayuntamiento de Tulum, lo cual demuestra el nivel de corrupción y complicidad del alcalde Victor Mas Tah para que se realicen obras ecocidas en el municipio.

El ayuntamiento autorizó una licencia de construcción a la empresa de nombre Domus Tankah S.A de C.V

El alcalde y sus funcionarios de Desarrollo Urbano, expidieron una licencia de construcción a la empresa Domus Tankah S.A de C.V con vigencia del 26 de noviembre de 2020 al 26 de noviembre de 2021, por un costo de 164 mil 906.50 pesos y un cobro por uso de suelo de 28 mil 21.95 pesos, esto a cambio de que se destruya la duna costera que sirve como obstáculo a las corrientes del viento, disminuyendo su velocidad, y produciendo una mayor acumulación de sedimentos, además impiden que la arena se interne tierra adentro, ayudando a prevenir la erosión, por lo que al destruirla, al paso del tiempo todo estará erosionado.

*Mas Tah ha demostrado ser enemigo del medio ambiente, ya que ha otorgado permisos a discreción para que se siga construyendo en zonas protegidas

Además de que el municipio les otorgó una “licencia para destruir manglar”, la autoridad cómplice de este ecocidio, no realiza ningún tipo de vigilancia en la zona para que los obreros trabajen sin problema alguno y metan maquinaria pesada para dañar el medio ambiente.
Curiosamente la licencia de construcción fue expedida tan sólo tres meses después de que dejara la dirección de Desarrollo Urbano, Jorge Portilla Mánica, quien hoy aspira a ser candidato para la presidencia municipal de Tulum, pero también fue la persona que vendió los terrenos donde actualmente se está cometiendo el ecocidio.
Por su parte, Victor Mas Tah, fue acusado ha sido acusado desde el inicio de su administración, de ser un ecocida, pues la organización comunitaria Red Tulum Sostenible, le presentó pruebas del grave daño que está provocando el desmedido crecimiento demográfico y que todo el drenaje va sin tratamiento a los cenotes, pero el alcalde se mostró a favor de violar las leyes ambientales.
Como se recordará, Red Tulum Sostenible presentó en redes sociales el documental The Dark Side of Tulum (El lado oscuro de Tulum), en el que muestran la zona de selva destrozada, proyectos que dicen ser ecológicos pero que destruyen el manglar, falta de un plan maestro e infraestructura ante el desmedido crecimiento demográfico.

*La licencia de construcción fue expedida tan sólo tres meses después de que dejara la dirección de Desarrollo Urbano, Jorge Portilla Mánica

La organización argumentó que la ciudad con 40 mil habitantes fue planeada para 10 mil, sin embargo el alcalde ha demostrado ser enemigo del medio ambiente, ya que ha otorgado permisos a discreción para que se siga construyendo en zonas protegidas, lo que ha generado tiraderos de desechos al aire libre y la grave contaminación del río subterráneo más grande del mundo donde se depositan sin tratamiento todas las aguas negras.
Apoyados por el asesor científico Olmo Torres Talamante, Red Tulum Sostenible, exhortó al edil a evitar seguir destruyendo el ecosistema de Tulum a cambio de beneficios económicos, sin embargo, es claro que hoy en día, Victor Mas Tah, sigue actuando con total ineptitud y con impunidad, provocando un daño irreversible al medio ambiente, lo cual es un delito penal, ya que consta en el artículo 420 Bis, del Código Penal Federal, que se impondrá una pena de dos a diez años de prisión y por el equivalente de trescientos a tres mil días de multa, a quien ilícitamente dañe, deseque o rellene humedales, manglares, lagunas, esteros o pantanos.

El paraíso se está convirtiendo en un infierno con el incremento de la violencia e inseguridad.

Te puede interesar

Advertisement