Síguenos

¿Qué estás buscando?

24 julio, 2024

Cancún

Ejecución de poli por falta de radio

Patrullas de la Secretaría de Seguridad Ciudadana de Quintana Roo no tienen radio, por lo que se mensajean por WhatsApp

De la Redacción

Grupo Cantón


CANCÚN.- La ejecución del policía, Christhopher “N” en Cancún, tuvo un solo factor determinante… las patrullas no cuentan con el sistema de radio, por lo que falló la comunicación al Centro de Control, Comando, Comunicación, Cómputo y Calidad (C5).

Como informamos, el pasado viernes, un elemento de la Policía Municipal de Benito Juárez fue asesinado a balazos por delincuentes en la Supermanzana 74, tras el reporte de personas armadas en una obra en construcción.

Las unidades que acudieron al llamado, no cuentan aún con la frecuencia que les permite seguir las indicaciones desde C5, debido a que aún les están programando los equipos con un sistema denominado P25.

De las 600 unidades entregadas el pasado 7 de julio por las autoridades estatales, al menos la mitad de ellas -300-, carecen de sistema de comunicación y los elementos policíacos tienen prohibido utilizar los radios para evitar interrumpir la programación que se hace. Únicamente reciben instrucciones por WhatsApp.

El día del homicidio, el 8 de septiembre, el reporte al 911 se recibió cerca de las 18 horas; una de las unidades policíacas estaba cerca del lugar y llegó rápido.

En menajes les indicaron del grupo delictivo atacando a una persona, pero tras hacer pie-tierra, quedaron incomunicados.

Advertisement. Scroll to continue reading.
[adsforwp id="243463"]

Dejaron de saber de la situación hasta que escucharon nuevos disparos, pero el elemento Christopher “N” ya yacía abatido en el piso con 8 impactos de balas, algunas de ellas en la cabeza.

En ese momento, se activó el Código Rojo y llegaron más unidades, pero ahora para atender al elemento caído e iniciar la búsqueda de los delincuentes.

De manera extraoficial, se reportó a dos personas detenidas, una de ellas presunto responsable; sin embargo, las autoridades a nadie han presentado hasta el momento.

Desde el C5, a través de las cámaras de vigilancia instaladas en la segunda entrada del fraccionamiento Lombardo Toledano, veían lo sucedido, pero no podían informar a los agentes, pues de las unidades que acudieron, solo una tenía radio.

 

FALLÓ LA CAPACITACIÓN

Tras el asesinato del oficial, salieron a relucir un sinfín de carencias en la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) de Quintana Roo y Policía Municipal, pues además de la falta de radio y comunicación, se sabe que Christopher “N” de 25 años, era elemento administrativo y no operativo, por lo que no contaba con adiestramiento.

Advertisement. Scroll to continue reading.
[adsforwp id="243463"]

Te puede interesar