Síguenos

¿Qué estás buscando?

26 septiembre, 2022

Mundo

Impactará NASA nave espacial contra asteroide para desviar su trayectoria

ESTADOS UNIDOS.- Todo está listo para que, lo que vimos en tantas películas y libros de ficción se haga realidad: la NASA va a estrellar una nave espacial no tripulada contra un asteroide para desviar su trayectoria.

La misión de 330 millones de dólares es la culminación de más de cinco años de trabajo de un equipo de científicos en Estados Unidos, que busca defender a la Tierra de amenazas espaciales potenciales.

Se llevará a cabo el día 26 de septiembre cuando la nave DART tiene previsto chocar intencionalmente con el asteroide Dimorphos, ubicado a 11 millones de kilómetros de la Tierra, para poner a prueba una nueva tecnología que intenta proteger el planeta Tierra de posibles colisiones de objetos espaciales.

Según informó la NASA, el impacto con el asteroide Dimorphos se producirá a las 19.14 hora local (23.14 GMT) y no supone ninguna amenaza para la Tierra.

DART proporcionará datos importantes para ayudar a prepararse mejor, por si alguna vez se descubre algún asteroide que pueda suponer un peligro de impacto.

“Estos objetos se precipitan por el espacio y, por supuesto, han marcado la Luna y, con el tiempo, también en la Tierra han tenido impactos importantes, han afectado a nuestra historia”, dijo Thomas Zurbuchen, administrador asociado de la NASA para la ciencia.

El viaje kamikaze de la nave de Prueba de Redireccionamiento del Asteroide Doble (DART, por sus siglas en inglés) es el primer paso en lo que los investigadores esperan que sea una tecnología que se use en el futuro para prevenir que un asteroide impacte en la Tierra.

“Es algo verdaderamente histórico. Me emociona que estemos moviéndonos de algo que se veía como ficticio y estemos tomando un paso para hacerlo más real”, explicó Nancy Chabot, una de las principales investigadoras que trabajan en la nave DART.

Advertisement. Scroll to continue reading.
[adsforwp id="243463"]

El objetivo a largo plazo de la misión DART, construida y gestionada por el Laboratorio de Física Aplicada Johns Hopkins (APL) para la NASA, es desarrollar esta tecnología para localizar posibles amenazas y desviarlas antes de que constituyan un peligro inminente.

Te puede interesar

Advertisement