Síguenos

¿Qué estás buscando?

29 junio, 2022

Mundo

El gran Buda de Leshan en peligro

Aunque es uno de los mayores monumentos de la antigüedad, es uno de los más desconocidos y también de los que más peligro corren

50733_4ok

Agencias
CIUDAD DE MÉXICO.

El Gran Buda de Leshan, con 1.300 años de antigüedad, lucha por sobrevivir a los elementos y la contaminación, que cada vez más afectan a la delicada piedra arenisca que le da forma.

Con 71 metros de altura y situado en la ciudad de Leshan (provincia de Sichuan), el Gran Buda es a la vez la mayor estatua antigua de todo el mundo y también la mayor representación en piedra de Buda.

Por ello, se ha convertido en una enorme atracción turística, con unos tres millones de visitantes anuales, la gran mayoría de ellos chinos, aunque no faltan turistas de otros países asiáticos budistas, ni occidentales que buscan alternativas a los monumentos más conocidos de China.

50733_2ok

La estatua tiene un origen casi de leyenda, aunque las autoridades y los historiadores aseguran que es totalmente cierto: en el siglo VIII, en plena Dinastía Tang, un monje llamado Haitong decidió construir una estatua gigante de Buda junto a Leshan, un importante centro de comercio fluvial de la época.

Allí, la confluencia de los ríos Ming, Qingyi y Dadu convertía la ciudad en un punto clave para el tráfico de embarcaciones, pero también muy sensible a los remolinos y las inundaciones que regularmente se cobraban la vida de muchos marineros y habitantes de la ciudad.

Convencido de que en las aguas habitaba un espíritu maligno, Haitong decidió construir una estatua gigante de Buda que lo expulsara y así poner fin a esos problemas.

Tras mucho peregrinar pidiendo limosnas para iniciar la obra, el monje pudo contratar a los primeros maestros de piedra, pero un gobernador avaricioso intentó quedarse con el dinero que el monje había reunido.

Advertisement. Scroll to continue reading.
[adsforwp id="243463"]

Te puede interesar

Advertisement