Síguenos

¿Qué estás buscando?

9 noviembre, 2022

Chetumal

Cesan a empleados del sector salud del Hospital Materno Infantil Morelos

luego que un recién nacido cayera de la incubadora donde se encontraba, lo que le generó dos fracturas en el cráneo y coágulo en el cerebro

PALOMA WONG

GRUPO CANTÓN

 

CHETUMAL. Al menos cuatro personas fueron dadas de baja del Hospital Materno Infantil Morelos, por la lesión que sufrió un recién nacido, aunque la causa fue la falta de atención al equipo médico el cual se había reportado con anterioridad a su director, Juan Ezequiel Aguilar Muciño.

El personal médico que atendió el parto del recién nacido lesionado por traumatismo craneoencefálico en el Hospital Materno Infantil Morelos fue dado de baja, luego de que los familiares del bebé dieran a conocer esta presunta negligencia ya que el infante se cayó de la incubadora donde se encontraba, lo que le generó dos fracturas en el cráneo y coágulo en el cerebro.

En su defensa el personal médico acusó que fue por rotura de una incubadora que ya había sido reportada antes del hecho y el director, Juan Ezequiel Aguilar Muciño, hizo caso omiso.  

Aunque los médicos fueron despedidos en cuanto trascendió el hecho. Se trata de egresados de la Universidad de Quintana Roo, cuya célula apenas está en trámite.

Hasta ahora la Secretaría Estatal de Salud (Sesa) no se ha pronunciado al respecto, e incluso a través de un mensaje de texto dio a conocer no habría información oficial.

Advertisement. Scroll to continue reading.
[adsforwp id="243463"]

Cabe mencionar que, de acuerdo al dictamen médico, derivado de las lesiones el bebé requiere una intervención quirúrgica urgente para poder drenar el coagulo, aunque hasta la mañana de este martes no habían tenido la autorización para el traslado a la ciudad de Mérida, en tanto el menor se encuentra en observación. Obed Castillo Hernández, padre del infante, dio otra versión de los hechos, al mencionar que no existe tal mal estado de los cuneros, sino que la caída de su hijo derivó de que la puerta del mismo no fue cerrada y el personal del hospital no estaba cerca. Por lo que ante tal omisión pide a las autoridades hacerse responsable de los daños y fincar responsabilidades. 

“En primera instancia me dicen que el bebé nació con síndrome de Down, pero paso y veo a los médicos apoyando pero fue en ese momento cuando reconocieron que mi bebé se había caído. Fue ya en la clínica Carranza cuando lo valoraron y nos dieron el diagnostico”, apuntó. 

Te puede interesar

Advertisement