¡Orgullo! Mexicanos competirán en S.Pellegrino Young Chef

Abraham Almazán, Cynthia Xrysw Ruelas, Eliodoro Xicum, Hugo Mora, Lorena Valenzuela y Raymundo Jeahelel Pérez buscan coronarse en el campeonato gastronómico

9

ESTADOS UNIDOS.

Seis cocineros de México se encuentran entre los 135 seleccionados para competir en el concurso S. Pellegrino Young Chef, que busca a la próxima generación de jóvenes chefs pioneros en el uso de la gastronomía como instrumento de cambio social.

Para la cuarta edición de S. Pellegrino Young Chef, se han seleccionado a 135 jóvenes talentos de la hostelería mundial, diez de los cuales competirán por representar a Latinoamérica, región en la que México es el país dominante con seis representantes.

Se trata de Abraham Almazán, de Barroco Restaurante (Puebla); Cynthia Xrysw Ruelas, de Xokol (Guadalajara); Eliodoro Xicum, de La Villa (Mérida); Hugo Mora, de la Escuela de Cocina Bonil Cooking Workshop (Morelia); Lorena Valenzuela, de Nosu Catering Service & Pop Up Restaurant (Mérida) y Raymundo Jeahelel Pérez, de CESSA University, de Ciudad de México.

Además, competirán por representar a Latinoamérica en la final mundial que se celebrará en Milán en junio de 2020 con doce finalistas regionales Alexa María Hernández, de Botanica Pizza (Panamá); Andrés Francisco Román, de Shungo Solitario (Quito); Franklin Silva, de Anga Gastronomia (Sao Paulo); Gunter Juan Nobis de Bottega Dasso (Lima) y Jhonathan David Bueno, de Mikka Restaurante Kikkei de Guayaquil (Ecuador).

Completan el listado de finalistas latinoamericanos Jonathan Argañaraz, de Nipoti Restaurant (Mendoza, Argentina); Mirna Alejandra Carrasco, de Hoteles Director Itda (Santiago de Chile); Richard Venegadas, de Emilia Colonia (San Juan de Lurigancho, Perú) y Sebastián Pizón, de Celele Restaurante de Cartagena (Colombia).

Los 135 cocineros seleccionados por la Escuela Internacional de Cocina Italiana ALMA son menores de 30 años, han ejercido como mínimo un año como chef, sous chef o jefe de partida y han demostrado con sus platos “habilidades técnicas, creatividad y convicciones culinarias personales”.

Tanto en cada una de las finales regionales como en la final mundial, además de elegir al ganador, se otorgarán premios al cocinero que mejor refleje en el plato su filosofía culinaria, al que aplica a la cocina prácticas socialmente responsables y al que mejor fusione diferentes culturas.