Los hechos fueron registrados por una cámara de videovigilancia que se encuentra en la calle, las imágenes muestran cómo un niño encontraba jugando cuando un perro, sin aparentemente un dueño, se le acerca y lo ataca.

El perro primero mantiene al gato debajo de un coche, mientras el niño juega cerca del portón de una casa, aparentemente tiene en su mano una vara que lanza al perro cuando este se le acerca y es el momento del ataque.

El niño cae al suelo y reaparece el gato, quien ataca al can arriesgando quizá, una de sus tantas vidas y pone a salvo al pequeño.

Ante tal escena aparece primero una mujer que carga a otro pequeño en brazos e inmediatamente después se ve a más personas acercándose al niño para brindarle ayuda.