POR: LICETY DÍAZ W.
TWITTER: @LicetyD

Otro tema que no se puede perder de vista, además de la pandemia es la llegada del sargazo a las costas de Quintana Roo, el pasado viernes nos llegó una denuncia a las redes de nuestro diario, sobre las cientos de toneladas del macro alga que impactó en Playa del Carmen, un claro ejemplo que una vez más las barreras antisargazo que en esta temporada son de 2.5 kilómetros son un fracaso.

Un proyecto fallido que no solo afecta a los playenses, sino también al turismo y la reactivación de la economía en la Nueva Normalidad.

Las playas de Cancún no son ajenas a la problemática donde más sargazo se ha presentado son Delfines, Coral, Chac Mool y Gaviota Azul.

En el sur, en Xcalak el alga llevó consigo peces que se aprecian muertos en la franja costera entre ellos los de tipo macabíes; Tulum y Mahahual son otros de los sitios golpeados.

Las autoridades estatales con este llamado de atención de hace pocos días tendrá que replantearse las estrategias de recale del alga marina.

Una vez más la preocupación de arribos importantes de sargazo y los proyectos para su uso en la industria, una vía de escape para amortiguar la tragedia siguen en el papel, sin una clara aceleración para utilizarlo como composta, en la cosmética o electricidad, por el momento siguen siendo quimeras, a pesar que ya es un hecho que cada temporada de verano será nuestro huésped.

La situación actual de la distribución del sargazo en Quintana Roo es mixta con una tendencia de concentración del alga predominantemente baja en Isla Contoy, Isla Mujeres y Chetumal, están libres de sargazo y siete de los 17 destinos turísticos que componen la región como Holbox, Costa Mujeres, Cancún, Puerto Morelos, Riviera Maya, Cozumel y Punta Allen.

En tanto, los destinos de Cancún, Akumal, Tulum, Sian Kaan y Mahahual han recibido recales moderados distribuidos a lo largo de sus playas.

Y en 15 días se espera la nueva mancha de sargazo que está en el mar y que llegará sin dudas a atacar con fuerza al Caribe mexicano.

Los expertos advierten que el sargazo entra al Mar Caribe hasta 90 días antes de llegar a las costas mexicanas y en el trayecto tarda unos 18 días en duplicarse, por lo que en tres meses, una tonelada de sargazo se puede convertir hasta en 32 toneladas al llegar a Quintana Roo, pero saque usted sus propias conclusiones, punto y final.