Construye tu futuro sin olvidar el presente

17

Lo que más me sorprende del hombre occidental es que pierden la salud para ganar dinero, después pierden el dinero para recuperar la salud. Y por pensar ansiosamente en el futuro no disfrutan del presente, por lo que no viven el presente ni el futuro. Y viven como si no tuvieran que morir nunca, y mueren como si nunca hubieran vivido. Esta es una frase destacada de Dalai Lama, quien es líder espiritual y político del Tíbet.
Una de las principales razones por las cuales existe gran insatisfacción en los seres humanos, se debe a la falta de conciencia del momento en el cual se encuentra, así como de las personas que le rodean o beneficios, que a veces se da por hecho que se tendrán por siempre, como la vida misma, el despertar cada mañana, un plato de comida, una cama donde dormir, una institución donde estudiar, un amigo con el cual convivir, un trabajo digno, entre otros.
Tener un plan de vida es una herramienta muy importante que permite dar pasos firmes hacia el logro de metas y objetivos bien definidos, aprovechamiento de los recursos con mayor eficiencia, evitar distractores durante el trayecto y sobre todo enfocar de manera contundente cada momento, aprender de cada experiencia y avanzar en la dirección correcta.
Lo anterior es trascendental para evitar andar a la deriva y ser víctima del medio ambiente, pero como dice el dicho, nada con exceso y todo con medida, puesto que el afanarse por lograr lo que alguien se propone, a costa de lo que sea, puede tener sus riesgos y hasta peligros, uno de los más comunes es el dejar pasar cada momento del presente por pensar en el futuro, dejar de apreciar la caricia de tu pareja porque hay prisa, el abrazo de un hijo, el beso de tu madre, contemplar un amanecer o atardecer, una luna llena rodeada de estrellas, el crecimiento del árbol que crece y ni cuenta te das.
Cada ser humano tiene una misión en esta vida y su reto es descubrirla, entre más pronto mucho mejor, y una vez descubierta hay que cumplirla, eso es lo que dará sentido a la vida, fortaleza para vencer obstáculos, como lo describe perfectamente Víctor Frank en su libro “El hombre en busca de sentido”, que cuando una persona tiene clara una misión que cumplir, es capaz de superar las más difíciles pruebas y adversidades.
Contar con un plan de vida, sí, es fundamental, pero no a costa de dejar de vivir la vida que tienes en el presente, tal vez la sugerencia seria, vivir el presente al máximo sin dejar de luchar por lo que se quiere para el futuro, paso a paso y sin prisa que al fin y al cabo como decía mi abuela Margarita (+), “El tiempo pasa y la vida se nos va”, por eso hay que vivir cada instante con toda pasión.