Empresarios no ponen nervioso al mercado, afirma el CCE

2

Ciudad de México.-  Luego de la depreciación del peso y la caída de la Bolsa de Valores de México (BMV) tras el anuncio de la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) en Texcoco, el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Juan Pablo Castañón, aseguró que el sector que representa no pone nervioso al mercado financiero, sino que busca serenarlo.

En entrevista con Pascal Beltrán del Río y Rodrigo Pacheco, en Imagen Radio, el empresario aclaró que la incertidumbre que tengan los mercados internacionales con respecto a México no es culpa de los empresarios, sino de las decisiones que se toman.

Nosotros no ponemos nervioso al mercado, sino que queremos que esté más sereno porque implica un alto costo, pues si nos equivocamos en las decisiones generamos desconfianza de los mercados internacionales”, afirmó.

Castañón aclaró que la decisión tomada ayer por el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, tras la consulta ciudadana, no ofende a empresarios, pero aclaró que su labor es también señalar en qué no están de acuerdo e incluso dar soluciones.

Con la decisión del gobierno entrante sobre la obra en Texcoco, el CCE rechazó ésta, ya que, reiteró, la consulta ciudadana que se llevó a cabo entre los días 25 y 28 de octubre no fue transparente y debió basarse en opiniones de expertos y en estudios.

El presidente del CCE aseveró que la cancelación del NAIM-Texcoco trae consigo consecuencias para México en áreas como la generación de empleo y la competitividad en el país.

“Hay un consenso generalizado, unánime, sobre la decisión que se tomó y ratificó ayer por una consulta que no fue transparente y que es una decisión que tiene consecuencias negativas para el empleo y la competitividad en México, así como operara un México que requiere infraestructura que lo conecte al mundo”, dijo.

Al ser cuestionado sobre la participación de empresarios en las obras de la base militar de Santa Lucía, Castañón aclaró que será de cada empresa el decidir si participa o no, de acuerdo con la certidumbre que se les brinde.

“Esperemos que haya una participación abierta e incluyente. Esperamos que continúen los proyectos de infraestructura”, comentó.

Castañón destacó que pese a la decisión de López Obrador, el diálogo entre la futura administración y el sector empresarial continúa, y para muestra de ello son las pláticas que mantienen en torno a proyectos como el apoyo a jóvenes o en la materia energética.

“Trabajamos día a día con Luisa María Alcalde sobre los apoyos a jóvenes, nos interesa continuar el diálogo”, afirmó.

Fuente/Excelsior