Finge su muerte para salvarse

Una joven que fue atacada sexualmente en Solidaridad, exhibe la inpetitud policíaca y de la Fiscalía en Delitos Sexuales, quienes le negaron la ayuda.

31

PLAYA DEL CARMEN.- Una joven, que fue víctima de un ataque sexual, exhibió la ineficacia de la policía municipal y de la Fiscalía Especializada en Delitos Sexuales, quienes jamás le brindaron ayuda, ni atención.

Todo esto se registró el pasado domingo, alrededor de las 20:20 horas, en la Avenida 105 con en calle 29; es decir a una cuadra de donde la policía municipal tiene su base de operaciones en esta ciudad, en la colonia Forjadores.

J.L., de 27 años, fingió estar muerta para salvar la vida como narró este día en rueda de prensa, en la que exigió a las autoridades justicia pero, sobre todo, sensibilizarlos para tratar estos temas.

Y es que, expuso, tras ser víctima de este ataque llegó a las instalaciones de Seguridad Pública Municipal y la persona que ahí estaba, lejos de abrir la puerta y atenderla, le impidió la entrada, “argumentando que estaba solo y que lo iban a regañar; y yo le expliqué que fui atacada sexualmente a unos metros de ese lugar”.

Minutos después, elementos de Seguridad Pública Municipal y de la Policía Ministerial se presentaron; estos últimos la acompañaron al Ministerio Público donde la joven padeció otro calvario, pues primero se encontró con una Fiscalía Especializada en Delitos Sexuales que estaba cerrada y donde solo le dijeron que la encargada había ido al Oxxo. Una hora después, excusaron que venía desde Puerto Morelos.

“Estoy aquí para alzar la voz. No es posible que nos quedemos calladas, no es posible que te atacan y las autoridades no atiendan como debería ser”, acusó. “Increíble su falta de empatía; te atienden como queriéndote desanimar”.

Comentó que la médico legista que la atendió finalmente en el MP hizo preguntas que no tenían nada que ver con lo ocurrido, “y sin embargo hice el proceso porque no quiero que me digan ‘ay, te falto’. Ya hice todo lo que se tiene que hacer y queremos imágenes de este tipo, reclamó.

 

Por Fernando Morcillo/Grupo Cantón