Ellos cayeron de trajineras y vivieron para contarlo

La mayoría de los accidentes registrados en canales de Xochimilco han tenido en común el consumo de alcohol y la falta de medidas de seguridad

114

CIUDAD DE MÉXICO.- Los accidentes registrados en trajineras de Xochimilco ponen en evidencia que el común denominador en estos hechos son el alcohol, la falta de medidas de seguridad y la imprudencia de algunas personas.

Luego del caso de José Manuel “N”, “Chema”, quien falleció el domingo pasado cuando celebraba un cumpleaños en compañía de amigos, te mostramos dos sucesos, que aunque no son recientes, pero sus protagonistas vivieron para contarlo.

El primer caso ocurrió hace más de 10 años, cuando seis trajineras repletas de jóvenes se hunden, provocando que todos caigan al canal.

Se trata de un grupo de más de 150 estudiantes, todos de entre 18 y 20 años que decidieron consumir bebidas alcohólicas mientras daban un paseo en el embarcadero de Nativitas.

Los jóvenes decidieron distribuirse en seis embarcaciones y amarrarlas, lo que provocó que por el exceso de peso, una de las balsas se llenara de agua y se hundiera, jalando a las demás.

Por este hecho, en aquella ocasión, sólo dos personas resultaron lesionadas, y algunas más fueron atendidas debido a que presentaron crisis nerviosa y congestión alcohólica.

Otro video muestra a un joven que mientras realizaba algunos pasos de baile y tomaba cerveza, intenta brincar a otras trajineras cercanas; salta a una y luego a otra, pero al intentar regresar a la suya, las embarcaciones se separan y cae.

De inmediato, el remero logra alcanzarlo y lo ayuda a subir de nuevo, aunque al parecer, lo único que no logró rescatar fue su celular.

Ante estos casos, el alcalde de Xochimilco, Juan Carlos Acosta Ruíz, advirtió que se endurecerán las medidas de seguridad en las trajineras que circulan por los canales de los embarcaderos y que se restringirá la venta y el consumo de bebidas alcohólicas.

El funcionario dio a conocer que los usuarios de ese servicio deberán portar chaleco salvavidas y los trajineros pasarán un examen antidoping obligatorio.

También se prohibirán las bocinas o plantas de luz en las embarcaciones, pues no son pista de baile, sino de recreación, esparcimiento y paseo.

Indicó que la próxima semana empezarán los cursos de primeros auxilios a prestadores de servicios turísticos en la alcaldía, como son los remeros, quienes deberán estar certificados y libres de consumo de drogas.

 

Cortesía: Excelsior