Demandó a ex esposa porque le hizo creer que era padre biológico de 3 hijos

A los 55 años, Richard Mason descubrió que siempre había sido infértil y que no había ninguna probabilidad de que fuera el padre biológico de los hijos que crió

200

A los 55 años, Richard Mason descubrió que siempre había sido infértil y que no había ninguna probabilidad de que fuera el padre biológico de los hijos que crió.

El millonario empresario ha ofrecido más de 6000 dólares para encontrar al hombre que le fue infiel con su entonces esposa Kate.

Richard y Kate tuvieron un matrimonio en el que criaron a tres niños. Cuando se divorciaron, él le pasaba dinero para la manutención de los menores. Diez años después, en 2016, él estaba intentando tener un hijo con su nueva pareja, Emma. Sin embargo, el doctor de Reino Unido le dijo que era imposible que fuera padre, ya que tenía fibrosis quística y era estéril.

El empresario afirmó que la noticia lo dejó anonadado. “Todo lo que sabes y todo lo que creías sólido y verdadero no es real, y nunca existió. No eres un padre, no puedes tener hijos y tu nombre no continuará”, dijo Richard Mason. “Y cuando los amigos publican en Facebook cosas sobre sus propias familias, como su primer nieto o diciendo están orgullosos de su hijo por algo, solo pienso: Dios mío, todo eso me lo han quitado”, confesó el millonario estéril.

Debido al engaño que le hizo su exesposa, Richard la demandó por 300 000 dólares ante la Justicia de Reino Unido. Kate acordó reembolsarle parte del dinero, y admitió su infidelidad. Ella habría confesado que la traición se dio en 1990 con un compañero de trabajo, aunque aseguró que creía que el padre de sus hijos era su esposo, ya que cuando había tenido intimidad con su amante se había protegido con métodos anticonceptivos.

Producto de la disputa legal que mantienen los padres y las acusaciones de infidelidad, dos de los tres hijos que crió Mason ya no le hablan. Sin embargo, el último le aseguró que,  aunque nunca podría ser su padre biológico, siempre se mantendría en contacto. “Siempre estaré aquí para ti y tú siempre serás mi papá”, le dijo.