‘Dany’ se viraliza por trabajar en Uber Eats, pero no es verdad; aunque sí quiere

El joven que usa una silla de ruedas para desplazarse aceptó que subió fotografías con la mochila de Uber, para demostrar que las personas con discapacidad pueden salir adelante

9

MICHOACÁN.- Daniel Márquez pide oportunidad para probar suerte en Uber Eats, luego de que unas fotos con la mochila de reparto se hicieran virales en redes sociales.

“Danny”, como es conocido el joven de 27 años, tampoco descarta ser su propio jefe en un negocio de comida que quiere emprender junto a su familia; quiere ser ejemplo de motivación para quienes como él tienen alguna discapacidad, no hay límites asegura…

“La gente que me conoce sabe de mis habilidades y mis cualidades que en ningún momento lo dudaron de que trabajara en Uber, ya que si uno se lo propone puede lograr muchas cosas, sólo es cuestión de que uno quiera y de que uno así lo decida de salir adelante ya que hay infinidad de trabajos donde uno puede laborar en los cuales puede uno hacer grandes cosas.

El deporte le enseñó a ser más independiente, antes tenían que llevarlo a todas partes, ahora con su silla de ruedas va a donde quiere, incluso en el transporte público. Recuerda que cuando se quiere lograr alguna meta, no hay obstáculos.

“Ya tiene 10 años que yo me traslado en el transporte público, me llevaban y traían al principio después empecé a desarrollar habilidades en las cuales ya me podía trasladar, en el básquet vieron que tenía habilidades y cualidades como para destacar en lo individual que fue el atletismo sobre sillas de ruedas, era velocista”, comentó.

El multimedallista en atletismo y básquetbol se siente contento de las respuestas positivas que ha recibido a raíz de su publicación en Facebook, porque quienes lo conocen saben de sus diversos oficios que ha desempeñado a pesar de que está en una silla de ruedas desde que tiene 2 años…

“La verdad no me imaginé que fuera a tener tanto impacto ante la sociedad subir las fotografías, ya que yo lo hice de forma motivacional de que vieran las personas con y sin discapacidad de que de alguna u otra manera se puede salir adelante”, agregó.

Aunque actualmente su salud es un poco delicada, espera pronto convertirse en un repartidor de comida, para apoyar a su familia, aunque no para, porque vende bolsas para dama, forma parte de la asociación civil “Rodando Sin Fronteras” y sigue entrenando con el equipo de baloncesto Guerreros Michoacán.

 

Vía: Excelsior

 

This slideshow requires JavaScript.