Avanza la estación del Tren Maya en Cancún: ASUR

Carlos Trueba, director de la terminal aérea, indicó que se cuenta ya con la reserva territorial y se avanza en la planeación de la obra

85

CANCÚN.- Aeropuertos del Sureste (Asur), mantiene su compromiso de trabajar con el gobierno federal en la elaboración del proyecto para la estación del Tren Maya en el Aeropuerto Internacional de Cancún, para lo cual se cuenta ya con la reserva territorial y se avanza en la planeación de la obra, aseguró Carlos Trueba Coll, director de la terminal aérea.

En la medida en la que avance el proyecto, dará las facilidades para que la terminal del Tren Maya se construya en el Aeropuerto Internacional de Cancún; incluso hay ya una ubicación tentativa de lo que será la terminal férrea en los terrenos del aeropuerto que se encuentran a un costado de la avenida Huayacán.

El ejecutivo confirmó que el grupo aeroportuario ya se encuentra trabajando con el equipo de Fonatur en el diseño de la terminal.

Confirmó también que desde ahora ya analizan la posibilidad de incorporar un segundo tren urbano, que recorrería todo Cancún para alimentar de pasajeros tanto al aeropuerto como al Tren Maya.

Tan sólo el Tren Maya supone un componente muy importante de carga que no se contemplaba en los anteproyectos anteriores, lo cual requiere otro tipo de infraestructura, logística y sobre todo terrenos para manejar toda una dinámica distinta al traslado de pasajeros.

Construirán estación del Tren Maya en Cobá
El recorte al trazo original del Tren Maya ya es una decisión tomada, así lo confirmó el director del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur), Rogelio Jiménez Pons, luego de que se consultó al gobernador de Quintana Roo sobre esta propuesta y éste se manifestó a favor por el hecho de que la modificación implicará construir una estación en la zona de Cobá, que se caracteriza por alta marginación social.

La modificación que implica eliminar el tramo Valladolid-Cancún que será sustituida por el tramo Valladolid-Cobá y Tulum ya había sido incluso “palomeada” por el propio presidente Andrés Manuel López Obrador, pero a petición del mismo mandatario se consultó al gobernador Carlos Joaquín González para solicitarle su parecer.

Jiménez Pons dijo que se ahorrarán entre cinco mil y seis mil millones de pesos, además del tendido de 50 kilómetros de vía, sin embargo, el principal objetivo será impactar la zona de Cobá con la construcción de una estación férrea que facilitará el acceso de los vestigios arqueológicos de la zona y supondrá todo un desarrollo urbano e inmobiliario como está planteado para el resto de las estaciones del tren.

Para el nuevo tramo incluso ya se tienen los derechos de vía a través de la carretera que actualmente está concesionada a ICA, aseguró Jiménez Pons.

El cambio en el trazo no modificará los tiempos planeados para la elaboración de los estudios de ingeniería básica y posteriormente los de impacto ambiental, cuya licitación deberá licitarse para estos últimos a finales de este mismo año, adelantó.

El cambio del trazo también implicó reuniones previas con las comunidades de la zona de Cobá para solicitarles su parecer y plantearles los beneficios del proyecto, dijo, lo cual no sustituye las consultas que por ley se deberán hacer a estas mismas comunidades a principios de 2020 con base al acuerdo 169 de la Organización Internacional del Trabajo sobre pueblos indígenas y tribales. El titular de Fonatur aseguró que hay un trabajo de coordinación permanente tanto con el gobierno del estado para cumplir con todas las condicionantes en términos ambientales.

 

Por Jesús Vázquez/Grupo Cantón