Arranca consulta pública para el cambio de horario en Quintana Roo

No se han tenido ahorros como se mencionó en la era Borge para que se diera esta diferencia de horarios, en espera que la SEP lo apruebe

66

CHETUMAL.- Patricia Palma, diputada federal por Quintana Roo, señaló que seguirán las manifestaciones en contra del huso horario que tiene la entidad, el cual fue aprobado durante el gobierno de Roberto Borge, por lo que se inició una consulta popular y se espera que los resultados sean atendidos por la Secretaria de Educación para cambiar el horario de entrada a los centros educativos.

La legisladora comentó que se ha presentado desde septiembre del año pasado la propuesta para que se logre cambiar en Quintana Roo el huso horario, entendido como herramienta para medir el tiempo, y se logre su homologación con el centro del país.
Apuntó que por ello se realizó este fin de semana una marcha en la capital del estado, donde se manifestaron diferentes sectores sociales y educativos quienes apoyan esta propuesta para que se logre cambiar este horario y retrasar una hora el reloj en la época invernal.

Explicó que la iniciativa de consulta pública es ciudadana, en la que se solicita a la población si está de acuerdo o no con esta medida, por lo que no hay financiamiento del gobierno federal. Informó que será en varios municipios donde se colocarán mesas en espacios públicos para que se emita la opinión que será puesta en manos del Congreso de la Unión y sector educativo federal para que se logre el objetivo.

Aseguró la diputada federal que no se han tenido ahorros como se mencionó en la era Borge para que se diera esta diferencia de horarios, y por ello la preocupación porque se genere esta modificación.

Dijo que se ha buscado que la propuesta esté en manos del secretario federal de Educación Pública, Esteban Moctezuma, para que se apruebe quedar con el horario del centro del país.

Ejemplificó problemas que causa este horario diferenciado, donde los padres de familia tienen que llevar a sus hijos en horarios de oscuridad; y que es lo mismo para los trabajadores.

 

Por Samuel Caamal/Grupo Cantón