Agenda 2030, para el Desarrollo Sostenible

31

El pasado 5 julio se instaló el Subcomité técnico de los
Objetivos del Desarrollo Sostenible en Quintana Roo, el
cual trabajará alineado a la estrategia nacional de implementación
de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible
de las Naciones Unidas. Pero ¿en qué consiste esta
agenda, cuál es su importancia y cómo se relaciona con
nuestro Estado?

Comenzaré con un poco de historia, la Agenda 2030
contiene los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS)
que son una agenda inclusiva que representa “un llamado
universal a la adopción de medidas para poner fin a la pobreza,
proteger el planeta y garantizar que todas las personas
gocen de paz y prosperidad […]. Tratan las causas
fundamentales de la pobreza y nos unen para lograr un
cambio positivo en beneficio de las personas y el planeta”
(Programa de la Naciones Unidas para el Desarrollo,
2018)

Estos puntos se fundamentan en los Objetivos de
Desarrollo del Milenio (ODM), que surgieron en el año
2000, cuando para recibir el nuevo siglo las Naciones
Unidas reunieron a líderes de 189 países para firmar la
Declaración del Milenio, y se propusieron alcanzar ocho
objetivos cuantificables antes del año 2015. Los cuales
fueron: I) Erradicar la pobreza extrema y el hambre; II)
Lograr la enseñanza primaria universal; III) Promover la
igualdad entre los sexos y el empoderamiento de las mujeres;
IV) Reducir la mortalidad de los niños menores de 5
años; V) Mejorar la salud materna; VI) Combatir el VIH/
SIDA, la malaria y otras enfermedades; VII) Garantizar
la sostenibilidad del medio ambiente y VIII) Fomentar
una alianza mundial para el desarrollo (Sustainable development
Goals Fund, 2018).

15Se trató de un documento histórico pues por primera
vez se hizo un acuerdo global con objetivos claros, mecanismos
para su seguimiento y cuantificación.
Si bien es cierto que no todos los objetivos tuvieron el
mismo alcance, ni grado de cumplimientos en los distintos
países, el progreso alcanzado fue sustancial.
El que presentó mayores grados de avance fue el primer
punto, pues las tasas mundiales de pobreza y hambre
se redujeron a la mitad.

NUESTRO MUNDO
ÁNGEL RIVERO PALOMO